El paro en La Rioja desciende respecto al año anterior en 742 personas. UGT destaca el papel de la Reforma Laboral

Los datos publicados hoy por el Servicio de Empleo Público Estatal (SEPE) muestran que el paro ha aumentado en 97 personas en La Rioja, lo que sitúa la cifra total de desempleados y desempleadas en 14.348. Aunque es un 0,68% mayor respecto al mes de noviembre, el año termina con 742 personas paradas menos que en el anterior.

Desde UGT La Rioja confiamos en la modificación de estas cifras a través del diálogo social y de la negociación colectiva y apostamos por el impulso necesario para que cambien estas cifras a través de medidas como el plan de empleo juvenil recientemente publicado.

La estadística correspondiente al año 2022 sigue siendo buena: la tasa de paro se sitúa en el 9,10%, mientras que en diciembre del año pasado era del 9,57%, y el porcentaje de contratos indefinidos sobre el total se sitúa en el 30,63%.

Por sexos, el paro aumenta tanto en hombres (+83), como en mujeres (+14). La brecha  sigue existiendo, aunque este mes aumenta más el paro en el sexo masculino: de las 14.348 personas paradas, 8.682 son mujeres y 5.666  hombres, esto implica una reducción de la brecha.

El paro sube en el sector industrial (+54), en el sector servicios (+66) y sin empleo anterior (+6). No obstante, disminuye en el sector de la construcción (-1) y en el sector agrario (-28).  Como cada año, se espera un aumento de la contratación por el periodo de rebajas, aunque sean de carácter temporal.

Pese al aumento del desempleo, la afiliación a la Seguridad ha disminuido 362 personas en La Rioja respecto al mes anterior, pasando de las 103.419 personas del mes pasado a los 103.057 en diciembre de 2022.

Destaca negativamente la disminución de afiliación en la industria manufacturera, con un descenso de 378 afiliados y las actividades administrativas, con 213 afiliados menos respecto al último mes.
 

La inflación, según las cifras provisionales, será en 2022 de un 8,4%, una cifra que dista mucho del 2,69%, porcentaje en que han aumentado los salarios en convenio hasta noviembre. Esto supone una pérdida de poder de compra de 5,3 puntos porcentuales. Por lo tanto, es fundamental aumentos salariales en convenio muy superiores y que se incrementen las firmas de cláusulas de garantía salarial. Para ello, sería imprescindible alcanzar un nuevo Acuerdo para el Empleo y la Negociación Colectiva (AENC).

Por otra parte, 2023 tiene que comenzar con una subida del Salario Mínimo Interprofesional (SMI) que permita a las personas y familias más vulnerables  mantener su poder de compra (en UGT ciframos este salario en unos  1.100 euros en catorce pagas). En cualquier caso, este año debe alcanzar el 60% del salario medio, tal y como suscribió España en la Carta Social Europea.

La Unión General de Trabajadoras y Trabajadores de La Rioja continúa reivindicando  la importancia de dotar a los Servicios Públicos de Empleo de recursos necesarios para que puedan desarrollar su labor de manera eficaz, por ello exigimos que se produzca un impulso en las Políticas Activas de Empleo con programas y servicios que se adapten a las necesidades específicas de cada persona.

En resumen, es imprescindible acometer subidas salariales para evitar que las personas trabajadoras paguen las consecuencias de una coyuntura económica forzada por la situación internacional y para evitar que se produzca una desaceleración de la economía.