UGT exige al consejero de Educación una rectificación y anuncia movilizaciones en caso contrario

La Federación de Empleados y Empleadas de los Servicios Públicos de UGT La Rioja (FeSP-UGT La Rioja) exige al consejero de Educación y Cultura del Gobierno de La Rioja, Luis Cacho, la inmediata rectificación del Plan de Contingencia General 20/21 que en el día de ayer presentó a esta organización sindical.

En la reunión celebrada ayer, el consejero de Educación convocó a las organizaciones sindicales firmantes del Pacto Social por la Reconstrucción de la Educación en La Rioja para explicar las líneas generales del Plan de Contingencia General del próximo curso 2020-2021 e instarlas a participar en un acto para esta misma mañana, 28 de julio de 2020.

Únicamente FeSP-UGT La Rioja manifestó de manera tajante su negativa a participar en dicho acto porque la documentación que se ha hecho llegar sobre el mencionado Plan no recoge la totalidad del mismo. Faltan aspectos tan fundamentales como los relacionados con la tecnología, con lo pedagógico o con lo académico.

FeSP-UGT La Rioja cree que no se pueden posponer necesidades educativas como la bajada de ratio o el incremento de profesores, directrices claras y concretas en el Plan para que se puedan aplicar de manera uniforme en todos los centros educativos. Además FeSP-UGT La Rioja señala la excesiva responsabilidad que recae en los equipos directivos, para quienes exige mayor seguridad jurídica, ampliable al resto de los docentes y personal que trabaja en los centros educativos.

Durante la reunión con la Consejería de Educación se remitió unl nuevo documento, que no fue revisado ni analizado en su totalidad durante la misma. Una vez finalizada, FeSP-UGT La Rioja verificó el documento y observó con incredulidad que nos retrotrae a la época más oscura del Decreto Wert, incluso superándolo.

Entre otras cosas, el Plan contempla, como se ha hecho público en los medios de comunicación, la posibilidad de ampliar los horarios de los profesores hasta los 21 periodos lectivos, cuestión que no solo dinamita lo acordado en el Plan de Reconstrucción Educativa alcanzado en el mes de mayo, sino que incumple el Acuerdo para la recuperación de los derechos de los empleados públicos que FeSP-UGT La Rioja firmó en el año 2018 con el anterior Gobierno regional y que este Ejecutivo se había comprometido, en palabras de su presidenta, Concha Andreu, a “respetar y cumplir”.

A través del presente comunicado FeSP-UGT La Rioja quiere dejar constancia de que no ha participado en ninguna reunión en la que se haya hablado del incremento del horario lectivo del profesorado. Esta organización ha luchado durante años para revertir los recortes y los derechos que durante la crisis económica y con los gobiernos  del PP fueron arrebatados, y no va a consentir que un consejero de un Gobierno socialista dé un paso atrás en este sentido.

Ante este despropósito, FeSP-UGT La Rioja exige al consejero de Educación la inmediata rectificación del Plan de Contingencia General hecho público en el día de ayer.

En caso de no realizar esta rectificación y de continuar con este Plan en estos términos, FeSP-UGT La Rioja se verá en la obligación de emprender y promover todas aquellas acciones en defensa de los derechos de los empleados públicos, para hacer cumplir los pactos firmados.

FeSP-UGT La Rioja no permitirá de este, ni de ningún otro Gobierno, que los empleados públicos vuelvan a ser una vez más castigados con nuevos recortes, más aún cuando la sociedad ha comprendido con claridad la importancia de tener unos fuertes y suficientemente dotados servicios públicos.