UGT realiza la plantación en el Bosque Vivo para recordar a las víctimas de violencia machista

Un año más, en el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, UGT de La Rioja ha realizado la plantación de árboles en el Bosque Vivo de UGT, en memoria de las víctimas de violencia machista. Un proyecto en colaboración con el Ayuntamiento de Logroño, a través del cual UGT está consiguiendo un espacio para la reflexión sobre el respeto y el valor de la vida.

Ana Victoria del Vigo, secretaria de Políticas Sociales, Empleo y Seguridad Social de UGT La Rioja, ha presentado este acto agradeciendo la presencia de Pablo Hermoso, alcalde de Logroño, Eva Tobías, concejala de Alcaldía, Igualdad y Convivencia, José Manuel Zúñiga, concejal de Medio Ambiente, Diana Sáinz, directora general de Igualdad del Gobierno de La Rioja y Flor Moral, jefa de la Unidad de Coordinación Violencia sobre la Mujer de la Delegación del Gobierno en La Rioja.

Del Vigo ha reiterado “nuestra más rotunda condena y repulsa contra todos los actos de violencia contra las mujeres y muy especialmente los más dramáticos, como son los asesinatos de las mujeres y sus hijos, a manos de sus parejas y exparejas y que constituyen una de las manifestaciones más brutales y repugnantes de la violencia contra las mujeres, en un momento de especial vulnerabilidad de las víctimas en el que hay que redoblar la lucha contra la violencia de  género”.

Ha hecho hincapié en que “la dependencia económica de la víctima en relación con el agresor dificulta la salida de las situaciones de violencia. Es una realidad que las mujeres con un nivel bajo de independencia económica son más proclives a sufrir violencia económica, sexual y psicológica en el entorno de la pareja o expareja”, Así, ha explicado que, por ejemplo, “el 71% de las víctimas destaca el desempleo y las situaciones de precariedad como los principales frenos para denunciar”.

En cuanto al acoso sexual y el acoso por razón de sexo, que se produce en todos los ámbitos, incluido el laboral, ha asegurado que “el 90% de las víctimas son mujeres”. De hecho, en Europa, un tercio del acoso sexual contra las mujeres se produce en el trabajo.

Ana Victoria del Vigo también ha recordado algunas de las principales exigencias de UGT para conseguir erradicar la violencia machista. Una de ellas es el incremento de la efectividad y los recursos en la aplicación del Pacto de Estado en materia de violencia de género, además de la ratificación del Convenio 190 de la OIT sobre violencia y acoso en el mundo del trabajo, y del Convenio 189 de la OIT, sobre las trabajadoras y los trabajadores domésticos.

Además, ha recordado que “es imprescindible adoptar medidas más eficaces que garanticen la inserción laboral de las víctimas de violencia de género de forma efectiva y con empleos de calidad”.

En este sentido, ha afirmado que “urge redoblar los esfuerzos desde el ámbito legal y de las políticas públicas para eliminar la discriminación y la desigualdad de género en todos los ámbitos, incluido el laboral, imprescindible para erradicar la violencia machista contra las mujeres”.

La ugetista ha explicado que es necesario “el endurecimiento de las sanciones de este tipo de violencia, el resarcimiento adecuado del daño a las víctimas y la eliminación de las trabas que dificultan la denuncia y la prueba en la vía jurisdiccional”.

UGT tiene compromisos en esta materia, tal y como ha insistido la secretaria de Políticas Sociales, Empleo y Seguridad Social, que se centran en la acción sindical, la formación y la sensibilización contra la discriminación y la desigualdad de género y, de forma específica, contra cualquier forma de violencia de género en el ámbito laboral, así como la atención jurídica a las víctimas de acoso sexual en el trabajo y acoso por razón de sexo.

Por último, ha querido recordar que para UGT “es fundamental la negociación colectiva para la adopción de Protocolos de acoso sexual y acoso por razón de sexo en el trabajo, así como de planes de igualdad en las empresas para la eliminación de la discriminación y la desigualdad de género en el ámbito laboral y mejorar la igualdad en los derechos laborales entre trabajadores y trabajadoras”.

Eva Tobías, por su parte, ha destacado la firme apuesta del Ayuntamiento de Logroño por la prevención y la atención hacia las víctimas de violencia machista, y por la igualdad de género. “Nuestro mensaje es clave, no a la violencia contra las mujeres, no estáis solas, estamos con vosotras”, ha concluido.

Tras la plantación, UGT ha celebrado un minuto de silencio en la entrada del sindicato para recordar a las víctimas de violencia machista.